Hace años que no paramos de escuchar los problemas que supone el cambio climático, cada vez más agresivo para todos nosotros. Un planeta tierra enfermo que pide ser salvado. Por eso nosotros queremos contribuir a mejorar nuestro hogar con un decálogo de buenas prácticas al viajar, formado por 5 propuestas de mejora sostenibles cuando vamos a pasar unos días fuera, que son muy fáciles de efectuar y que aportaran el granito de arena de todos para ayudar en este ámbito.

Decálogo de buenas prácticas

 

Desplázate en transporte público

Cuando vamos a hacer un viaje, el transporte es un elemento indispensable para llegar al destino, y este elemento tan grande tiene un peso muy importante en la forma en la que viajamos, ya que si por ejemplo, queremos ir de Barcelona a Lleida en coche son cerca de 150km contaminando cuando con el AVE se llega igual de bien y sin generar ni un gramo de dióxido de carbono. Una alternativa fácil y práctica que puedes aplicar a todos tus viajes ya sea yendo en tren, autobús o incluso bicicleta!

 

 

Consume alimentos típicos del territorio

Cuando visitamos un lugar nuevo siempre nos fijamos en su patrimonio y todo lo que tiene por visitar y descubrir. Es un acierto, sin duda, pero a veces pasamos por alto cosas por hacer, como ahora probar la gastronomía local. Todos los territorios tienen sus alimentos típicos, de km.0 y sostenibles, cosa que contribuye a ayudar a los agricultores y ganaderos locales y evitar las emisiones de CO2. Y comer unos productos excelentes!

 

 

Recicla el plástico y los desechos

Cuando vamos a la naturaleza, muchas veces utilizamos materiales plásticos y envases para guardar el alimento o las bebidas. Si queremos mantener un entorno limpio, hace falta que reciclemos y reutilizamos estos plásticos con tal de no ensuciar los lugares donde vamos y disfrutar de lo que la naturaleza nos trae, para seguir viendo los bosques limpios, las aguas cristalinas y los ríos impecables y llenos de vida. Es por esto que desde aquí emplazamos a todos los visitantes a seguir cuidando de nuestro entorno.

 

 

Respeta las tradiciones locales

Cuando visitamos un lugar, vale mucho la pena disfrutar de las tradiciones locales. En Lleida hay muchas: el toque de campanas de Os de Balaguer, l’Aplec del cargol de Lleida o l’Aquelarre de Cervera entre muchos otros. Para tener una experiencia más inmersiva y real, hay que ser respetuosos con estas tradiciones y festividades, formar parte de ellas y ser una más viviéndolas. La cultura inmaterial es muy importante cuando visitamos un destino nuevo.

 

 

Haz un buen uso del agua

El agua es un bien esencial y escaso, y es por esto que se debe hacer un uso racional y limitado. Lo mejor para llevar a cabo esta práctica es evitar las bañeras y darnos duchas rápidas, cerrar el grifo mientras nos lavamos los dientes o nos enjabonamos las manos o bien evitar tirar al váter toallitas u otros materiales que pueden hacer que se atasque. Con todo esto podremos ayudar a hacer un buen uso en el consumo del agua y por lo tanto ayudar al medio.

 

 

¡No corras!

Cuando vamos de viaje, el tiempo debería pasar diferente: sin prisas y disfrutando de cada minuto que nos ofrece la vida. ¡No quieras correr! Disfruta del entorno que visitas, interacciona con los locales y compartid vuestras semejanzas y diferencias, admira el paisaje y no te lleves el reloj! Hacer que el tiempo se detenga mientras estás de vacaciones con buena compañía y en un entorno idílico es la mejor sensación.